Esta Presentación Te Da Rayos X Para Ver La Base De Datos De Moodle

2317
Sneak Under The SQL Hood Of Moodle With This Presentation

Conocer el modelo relacional que caracteriza la arquitectura de información de Moodle es un aspecto elemental en la práctica de un desarrollador Moodle. Paras el resto de los demás, profundizar un poco en los engranajes de Moodle puede satisfacer parte de nuestra curiosidad u ofrecer un amistoso desafío intelectual.

WIRIS

En esta ocasión reseñamos el trabajo de James MacNee, ingeniero en West College, institución de educación superior escocesa. MacNee realizó esta presentación en el marco del Grupo Escocés de Usarios de Moodle (SMUG en inglés).

Su presentación, cuyo nombre traduce Solicitando Consultas SQL a la Base de Datos de Moodle, entra en detalle acerca de los datos y la organización del modelo relacional al interior de Moodle. La capacidad de suministrar consultas al motor SQL de manera directa tiene un importante valor pedagógico y creativo. Vincular en una consulta el comportamiento de una cohorte en el tiempo, por ejemplo, nos permite adquirir una perspectiva temporal sobre el uso del Sistema por parte de un grupo específico de personas. Estimar su nivel de interés o compromiso, correlacionarlo con la calidad o el volumen de retroalimentación del instructor, y controlando por atributos del usuario, son solo un ejemplo de las incontables posibilidades que se abren.

Para comenzar, MacNee lista su caja de herramientas:

Nota: Los enlaces vinculados a continuación pueden conducir a páginas del directorio de complementos de Moodle en inglés.

Para comenzar, MacNee sugiere empezar a solicitar consultas SQL básicas, y poco a poco incrementar su nivel de complejidad, de forma que estimulen la curiosidad del usuario. No obstante, si los resultados parecen carecer de sentido, o son demasiado voluminosos, el interés puede resultar inhibido. Para prevenir esto, MacNee aplica límites al número de resultados, o los sintetiza. Medidas estadísticas de tendencia, como promedios o percentiles, pueden ser útiles para resumir información numérica o establecer clústeres.

Utilizar estas herramientas para manipular directamente la base de datos (mediante comandos SQL) es “técnicamente posible“, pero MacNee advierte que esto debe hacerse con extrema cautela y experto dominio del tipo de cambio que se ejerce. Un ejemplo de posibles problemas que trae la manipulación directa ―sugerido por uno de nuestros lectores de nuestra edición en inglés―, es un desfase en la codificación.

Afortunadamente, los complementos de Moodle se activan con un clic y de inmediato quedan disponibles para usuarios con dignidades administrativas, y no comprometen la integridad de la base de datos. La excepción es phpMyAdmin que requiere un acceso externo y por definición solo funciona con bases MySQL. Si bien este es el motor por defecto de la bases de datos de Moodle, lo mejor es verificar.

Los resultados del uso de las herramientas reseñadas por MacNee son, en sus propias palabras, “elegantes“. Uno de los usos más comunes es la generación de reportes para miembros del equipo con menos aptitud técnica. O la generación de datos en una línea de comandos, en casos más informales.

Un ejercicio similar es el de Marcus Green, quien desarrolló Examulator, un panorama de las tablas, campos y vínculos que constituyen la Arquitectura de Información de Moodle (en inglés).

¡Envíanos tus preguntas y sugerencias en la sección de comentarios!